20 años de El Huevo Frito

,

En pleno García Rivero, punto neurálgico del txikiteo bilbaino, se erige “El Huevo Frito” conocido por sus pintxos de huevo de codorniz que cumple 20 años.  Al otro lado de la barra Jose Pereda nos cuenta sólo un capítulo de lo vivido estas dos décadas.

  • ¿Cómo nace ” El huevo frito”?

Pues allá por el año 1997. Después de catorce años detrás de la barra del bar Okela, llegó el momento de dar el salto al mundo empresarial y junto a Txema Olano cogimos un local en la misma calle del cual solo conservamos el nombre ” El Huevo Frito” para darle un toque de distinción le añadimos ” el huevoheim“, ya que por entonces nacían cosas tan importantes para Bilbao como el Guggenheim o Fito y los Fitipaldis. Nosotros también queríamos hacer arte, arte con nuestra barra…Tras nueve años decido dar otro pasito y me quedo yo sólo al frente del negocio.

  • Entre tantos huevos es complicado ¿Cuál es vuestro producto estrella?

Evidentemente el huevo de codorniz, casi siempre frito y acompañado de sabores tradicionales y muy reconocibles como el jamón, pimiento morcilla, bacon etc…

el huevo frito bilbao

  • Mejor pintxo tradicional de Bilbao por las manitas de ministro (2011), Palillo de Bronce al mejor establecimiento de pintxos de Bilbao (2013) y Palillo de Plata al mejor establecimiento de pintxos de Bilbao (2015) ¡Vaya palmarés! ¿Es esta la cara amable de la profesión?

No, es sólo una de ellas aunque estos reconocimientos son una inyección muy importante para todo nuestro equipo y por supuesto estamos muy agradecidos. La verdadera cara amable son nuestros clientes, que hacen que nuestro esfuerzo, cariño y dedicación tengan sentido y nos alienten a seguir en la búsqueda de satisfacer sus paladares y sacarles unas sonrisas.

  • 20 años dan para muchas anécdotas ¿Cuál recuerdas con especial cariño?

Pues 20 años en hostelería, como bien dices, dan hasta para escribir un libro y creo que en eso coincidimos todos los hosteleros. Recuerdo con especial sorpresa el día que vino un periodista de El Correo y me dice “David ha vencido a Goliat. Yo le digo pero qué dices y él me contesta: “has ganado el segundo juicio al Guggenheim” porque nos habían denunciado por haber registrado en patentes y marcas el nombre de “El huevo frito, El Huevomheim” Al día siguiente después de darnos una página en El Correo, todo el mundo venía a felicitarnos, ya sabes, aquí gusta mucho eso de que el pez chico se coma al pez grande.

  • Cada vez vemos más turistas visitando Bilbao ¿Has notado ese cambio en vuestro tipo de cliente?

Sí, llevamos años notando que el turismo nacional llega al centro de Bilbao, pero desde el año pasado empezamos a notar que también el turismo de otros países nos llega al centro y no sólo al Casco Viejo.

  • El periódico británico The Guardian llegó a decir “Este bar es un fragmento de la vida de Bilbao” ¿Hay mejor piropo?

Para nosotros no, es todo un piropazo y un honor. Que nuestros clientes se sientan como en su casa es uno de nuestros objetivos y creo que lo conseguimos, pero que también el turista perciba lo mismo y nos lo reconozcan es muy reconfortante para todo el equipo.

  •  ¿En qué te ha ayudado a lo largo de estos años formar parte de la Asociación de Hostelería?

Pues a nivel profesional me ha ayudado en todo lo que se refiere a mejorar la gestión, el conocimiento de normativas, estar al día en todo lo que se mueve en el entorno hostelero. A nivel personal me ha aportado mucho, he conocido a grandes profesionales con los que intercambiar opiniones, que por supuesto siempre suman y te dan perspectiva de este complicado sector. Estoy muy orgulloso de tener la asociación que tenemos.

  • Además eres asiduo de los cursos que se organizan desde la Asociación de Hostelería ¿Crees que es importante formarse?

He hecho tres veces el curso de Iniciación a la mejor gestión hostelera, que te habla del tema fiscal, laboral, contable… con eso creo que te lo digo todo. En fin , pienso que debería ser obligatorio este tipo de cursos para luego no llevarnos las manos a la cabeza.

  • A lo largo de estos 20 años ha habido cambios en el sector hostelero y en las tendencias de los consumidores.¿ Cuál ha sido tu experiencia en este sentido?

Ha cambiado mucho la forma de consumir y también el consumidor, nos enfrentamos a un cliente má exigente y a un mercado más amplio. Por ponerte un ejemplo, me llama mucho la atención cómo ha cambiado la forma de consumir café; antes era sólo, cortado y con leche, ahora es corto, con hielo, templado, largo de café, con azúcar moreno, con crema, sin espuma, con leche sin lactosa… Ahora es café a la carta.

  • ¿Eres optimista respecto al futuro de la hostelería?

Sí, aunque creo que este sector ahora está masificado y en algunos casos poco especializado. Nuestra cultura va de la mano de la hostelería por lo que siempre será parte muy importante para nuestra ciudad.

Conoce más sobre El Huevo Frito en Disfruta Bizkaia, la web turística de la Asociación de Hostelería.